Las claves de la inversión y la financiación del mercado de oficinas en España

El segmento de oficinas mantiene su peso específico como uno de los principales dinamizadores de las transacciones inmobiliarias representando el 40% del volumen transaccional de producto no residencial (Oficinas, Retail, Logístico y Hotelero) en 2016.

La inversión en oficinas en España descendió un 8% en 2016 hasta alcanzar los 4.895 millones de euros frente a los 5.513 del periodo anterior. Cabe destacar el importante papel que han tenido las Socimis en este sector, ya que protagonizaron el 55% del volumen total transaccionado en 2016. También han estado presentes los institucionales más conservadores y los family office, que junto a las Socimis, aglutinan el 87% de la actividad transaccional.

En 2017, existe un pipeline de 1.406 millones de euros, lo que supone el 30% del volumen materializado en 2016.

En un momento en el que España vive una situación de mejora económica y con el proceso de ‘Brexit’ en marcha, las ciudades de Madrid y Barcelona se posicionan como dos de las plazas más competitivas para atraer la inversión a nuestro país. Ambas ciudades, se sitúan entre las más atractivas de Europa en términos de rentabilidad.

En lo referente al volumen de nueva oferta, se prevé que se incorporen al mercado en Madrid, a lo largo de 2017, cerca de 180.000m2, a través de 12 nuevos proyectos, y se espera que en 2018 se llegue al entorno de los 300.000m2. Por su parte, Barcelona incorporará este año cerca de 37.000m2 y en 2018, sumará otros 93.000m2 más.

La capital española cuenta en la actualidad con más de 1.400.000m2 de superficie disponible y Barcelona cerca de 400.000m2.

Le invitamos a leer la noticia completa en: www2.deloitte.com

Fuente: www2.deloitte.com

2017-07-17T19:09:45+00:00 27 de junio de 2017|Financiación, Inversión, Oficinas|